/Diccionario de la Rial Academia de la Lengua Frailescana

Diccionario de la Rial Academia de la Lengua Frailescana

Para que se casen con un frailescano o frailescana de Villaflores, Chiapas, deben de hablar el mismo idioma.

Bochi

Ah?. La forma como contesta un sordo o un pendejo.

A pué. Voz de apuración que te invita a no sé lento.

Aaaah burro. Expresión de sorpresa, revuelto con un poco de envidia, desesperanza y admiración, que se dice generalmente cuando vas a oriná y mirás al de junto.

Abilocado. Entre loco y totoreco (Veáse totoreco).

 

Abusivez. Conducta típica de un cochi trompudo o de un chiturí (Veáse chiturí)

 

Acesar. v. Respirar agitadamente, de manera entrecortada.

 

Achigual. f. (Col.) Bebida de moderación pa’l cochi. (VF.) << cochi es una voz nahuatl que significa dormido o dormilón, aplicada por los indígenas a estos animales introducidos por los españoles durante la conquista y que se levantaban sólo a bebé achigual >>. (J.L. Zuart) Úsase de porra v.gr.: “en la escuela federal beben agua de achigual”.

 

Acoquinado. Sinónimo de desbarajustado. Achentillado.

 

Adió diantre. Es cuando te das cuenta que ya lo cagaste y lo seguís cagando.

 

Aja já. Ya te cayeron viejazo.

..

Batea. f. Ecológica y eficaz lavadora rural, que funciona con agua corriente y jabón orgánico (bolita). Equipada, además, con secadora de energía solar, ésta útil antecesora de las júveres modernas, se completa con justán y jícara p’a un adecuado funcionamiento.

 

Belsa. m. n.p. Célebre abigéo que cuando lo acusaron de robarse un cuadrúpedo, asumió su propia defensa, argumentando que él había pepenado un lazo y no era su culpa que en la otra punta estuviera un caballo.

 

Bermejo. Insulto de un gangoso.

 

Bochazo. Accidente en un VW. Generosa medida de trago que se servía estando parado.

 

Bochi. Dícese de los que tienen la cabeza como rodilla de rezadora. Equipo rural de siembra. (Lo hicieron b.) Lo engañaron. Sonó bochi, novena nota musical de la marimba de Laíres. Sonó bojo.

Bolo

Bolenco. Medio bolón casi siempre. Bolo de baja denominación.

 

Bolera. Borrachera.

 

Boludo. Groería argentina que aquí nomás lo usamo como apodo.

 

Bombeada. Muchacha que ya perdió o ya ganó.

 

Bulto. Sombra fantasmal que espanta en la oscurana.

 

Butaque. Asiento de rancho hecho con cuero de venado o de jabalín que casi nunca está desocupado. Sillón de madera ergonómico cuyo asiento y respaldo es de cuero, con fachota de hamaca. (Butaca)

.

Cabal. Completo, honrado, íntegro (igualito que Carlos). Que está completo o sea que no debés esperá cambio.

 

Caballito. Galleta frailescana que solo se vendía en venta directa.

 

Cacabola. Sobrenombre reversible de ilustre boxeador regional, que al bajar noqueado le gritaban se apodo al revés.

Chocomilero. precursor de la malteada, que se le infló los cachete de tanto tragá saliva al ponerle la canela.

 

Cacanichi. f. Vul. (col.) Tesobonos frailescano que se cotizan en dólares. Inútil, culero ese.

 

Cacarizo. Con la cara chachamola o tiroleada.

 

Cacashte. Ingeniosa trampa prehispánica construída con caña’e maíz, pa’garra paloma.

 

Cachondear. Masaje suave o violento p’aenamorá en el cine o en cualquier escurana.

 

Cachucha. (Maestro). Visionario e ilustre empresario en la rama industrial metalmecánica de la región, que por cierto nada hacía de gorra o de cachucha, es decí gratis.

 

Cadejo. Espanto, animal viejo, negro, bermejo, que sólo espanta al más pendejo.

 

 

Caite. m. Mocasín pa’milpía. // Cactli, aztequismo que significa “Zapatos, sandalias” // (M.E. de Coss).

 

Cambalachi. Trueque, en donde según vos jodiste. Trueque o cambio, en el que un Zuarth se sale con la suya y con la mía. Blindaje financiero de estos mismos. Intercambio de una cosa por otra sin devolución ni reclamo.

 

Chiquero. m. Campo de concentración del cochi.

 

Colocha. (o) De pelo chino o ensortijado. Menos crespo que piquinqui.

 

Danta. (tapir). Herbívoro, gordo y penco. Nombre muy bueno para acomodarlo de apodo (iday vos fachota de danta).

 

Dejalo’sta. Expresión muy utilizada equivalente al let it be de Inglaterra.

 

Desguachipado. Dicese del aspecto que presentan los velíz o las cajita cuando llegás a México en la Colón. Mal fajado, con la ropa en desorden.

 

Diacomis. Fase previa a quitarle las canicas a los que no sabían jugá.

 

Diantre. Ya valió madre

 

Embelequero. Un salido gritón al estilo del Chiclanazo. Porrista que sirve p’a echá jule. Dícese del que siempre está donde hay arguende o molote (veáse molote).

 

Embojado. Aspecto bofo y poco consiente que le queda a tu cara después de las bolera navideñas y la fiesta de enero.

 

Empachado. Tripa seca pegada. Come cuando hay.

 

Enchute. Llorón. Atielnado el mielda.

 

Encuachado. Arremachado, encuatado, son cuachi los tres como los Cuesy.

 

Enjabonada. Regañada con exhibida es decir en público. Lo contrario de un shampú de cariño.

 

Enjutido. Arrugado o contraído. Estado de máxima depresión del zule (veáse zule).

 

Entreverado. Entre azul y buenas noches. Fórmula ecléctica frailescana cuando nos mandaban a comprá carne. Estrategia de alianza política. Técnica de ingeniería electoral frailescana.

 

Esconde la faja. Juego infantil sadomasoquista, quien encontraba la faja los fajiaba.

 

Espiar. Visita breve a la mera hora de la comida. “Te vine a da una tu espiadita primo ¿viste?”.

 

Estítico. Sabor agarroso en lengua, paladar y amígdalas. Clásico sabor del guinéo o la guayaba verde

 

Fachota. Comparación despectiva basada en una metamorfosis gradual. Comparación tomando lo más próximo y más jodido que encontrés.

 

Fiero. Poco agraciado, narizón y trompudo. Grado de dificultad de un asunto en el que los licenciado vuelven a pedí paga -vas’te a vé que ya se puso fiero el asunto-.

 

Flato. Sentimiento con tristeza. Situación de la persona cuando el culo y el corazón avisan.

 

Lavado. Remedio casero que consistía en lavarte la tripa, la cosa donde se utilizaba era conocida por la ollita y el bitoque, que estaba atrás de la puerta del baño. El lavado más común era el de hojasén, pero los había de muchos tipos, de acuerdo a la dolencia porcurá.

 

Le largó la chuchada. Declaración insegura de amor a la que casi siempre dicen que no.

 

Le tratró el punto. Le requirió de amores.

 

Lechuguilla. Riáta de cuerpo pa’mecatía.

 

Levanta falso. Argüendero, chismoso, intrijoso, coleto.

 

Majagua. Corteza seca y aguada de la mata de plátano. Dícese de la postura de algunos bolo o bien de la sensación en las piernas después de tomá taberna (Sus pata parecían majuada).

 

Majar. Desgranar en amero (vease amero). Cuando alguien le dan una garrotiada se dice: lo majaron a palo o a garrotazo.

 

Majuate. m. Licor destilado de caña que puso de moda don Martín y alegró los días de Cuchuy. Apodo de conocido mercillero, de origen turulo que murió por esta bebida. Trago rondando los 70° G.L., que no te daba ni tiempo de hilvaná una plática decente.

 

Majuatero. Libador de majuate.

 

Maldecido. (Suertudo).

 

Malhaya. Manifestación de anhelo, acompañado de un suspiro, por que se cumpla algo bueno.

 

Mamanteador. Tajo de riáta que sirve p’a que no mamen los becerro.

 

Mampara. Biombo regional, con el que de un cuarto sacás dos y en los que se oye pero no se mira.

 

Mampo. Volteado. Marica. Homosexual. Gay de pueblo, Según el prestigiado galeon filólogo por afición, Dr. Garzón este adjetivo tan común en La Frailesca, puede haberse derivado de Mamporrero, término que según la otra Academia, aludía al peón de campo que en el momento en que el garañón saltaba sobre la yegua, le ayudaba dirigiendo el pene al lugar adecuado p’a iniciá la cópula (el del caballo). (Not. del Com. Edit. El que se le haya eliminado la terminación puede resultar comprensible si se considera que en las lenguas indígenas regionales no se emplean las erres).

 

Mapachada. Agrupación que alude a la forma en que los revolucionario frailescano realizaban sus ataque, apuñuscados y todos juntos.

 

Mapachis. Revolucionarios frailescanos, que se caracterizaron porque en los combates contra los Carrancista, el patrón (supuesto explotador), iba adelante y los peones (supuestos explotados) iban atrás, cuidando la retaguardia.

 

Marquesote. Pan de huevo, harina y arroz, que viene siendo la versión original del Twinki Wonder.

 

Mascavidrio. Fakir frailescano, con vocación etílica.

 

Matatusa. Juego de agandalle en La Frailesca. Ya te jodiste primo.

 

Mecatiar. Es más chingón que catear.

 

Meco. Güero de rancho.

 

Melcocha. Chicloso local, a base de lecha, dura como la madre. Antecesor del Snicker.

 

Molcate. Maíz que no dio.

 

Morrudo. Cabezón.

 

Moti. Sin cacho, sin cuernos, aunque lo sancheen no siente.


Nace solo. Individio al que no se le conoce origen ni querencia.

 

Nambimbo. Árbol de pequeños fruto, que nada tienen que ver con el pan bimbo. Con este árbol no aplica eso de que “al que buen árbol se arrima buena sombra lo cobija, porque lo caga la zanatada y se llena de cucuyuchi”.

 

Namungajo. Enfermedad que les despellejaba y ponía jedeonda la boca a los muchachito, cuando salían bajo el norte teniendo calentura.

 

Nanchi. (La n). Esperanza por un peso. Ilustre sexoservidora de aquellos tiempo. (Pepená n.) Actividad utilizada como pretexto p’a iniciá bucólicos romances.

 

Nanguipo. Frutita parecida a la del nambimbo, pero esta se usa como pegamento rural.

 

Narigón. Freno de nariz pa’l buey.

 

Nigua. Animalito microscópico que se mete en el mero recobeco de la uña, que cómo se come. Compañía que no querés.

 

No me hallo. Sentimiento de extrañeza, punto ideal pa’echa trago. Imbatible argumento de las sirvienta pa’dejá tirado el trabajo.

 

Nucú. Chicatana en zoque.

 

Nuquitía. Pescuecito, de poco pescuezo, todo junto. Con fachada de palo de jocote.

 

Ñapa. Coitán, ponina, ribete, algo más de lo pactado.

 

Ñengue. Raquítico, desnutrido, debilucho.

 

Ñudo. Más apretado que el nudo.

Oblea. Exageración de ostia.

 

Olote. Subproducto de la mazorca de maíz, usado en el rancho como papel higiénico, que además de que limpia, acaricia, rasca y hermosea.

 

Onta’?. Contracción interrogativa, cuando buscás alguien y ya sabés que no te van a sabé decí donde está.

 

Oriego. Bembo a punto de sé bien sonso.

 

Oscurana. Entrando la noche, cuando las gallina se trepan en el palo.

 

Ouija. Laptop de madera, con conexión inalámbrica de banda ancha, que sirve p’a chatea a los de acá con los del más allá. www.espiritun(@garroba)tancon.vf.

 

Pa’que pucta. Inútil, inservible, poco útil.

 

Paga. Caso hay. Dinero

 

Pajuela. Correa de cuero crudo anudada al extremo de una vara corta, utilizada p’a que caminara el buey o el almuerzo (Pajuelazo) Golpe de pajuela, dícese de un efecto rápido y efectivo.

 

Pancito. Diminutivo de pan, así se llama el aparatito de la mujer, cuando se lo querés pedí suavecito; ¿me das tu pancito?.

 

Pando. adj. Ligeramente gobiado. (Río P.) Uno de los ríos de Villaflores que cuando tomás su agua tenés que regresá (regresá no revesá).

 

Papauza. Fruta anonácea del rumbo de Cárdenas, hay blanca, rosada y media morada. A veces la parte húmeda femenina recibe esta denominación, por lo similar de los color y olor.

 

Papujo. Sin color en la cara. Así te mirás después de tres días de bolo.

 

Parachico. Juglar de origen chiapacorceño, que actúa bajo el influjo de bebidas embriagantes.

 

Pasguatudo. El que acumula las virtudes de bembo, surumbo y selembo.

 

Pasmazón. Catarro maduro.

 

Pelechando. Edad en que ya podés echá. Época en la que según algunos ya te estás volviendo cochi. Inicio de la pubertad.

 

Pelonote. Pelón creído y cae mal.

 

Penco. De ritmo lento y reacción retardada. Hombre hábil de poco movimiento y de vivir tranquilo.

 

Perame. Voz de súplica p’a detené una acción amistosa o agresiva. (p. orita vag’a’ve’) voz amenazante con la que se anuncia estar buscando un arma, que puede ser una piedra o un garrote.

 

Pichancha. f. Macetera colgante, que todo el día tiene sucio y mojado el piso del corredor.

 

Pichi. Niño que aún no camina, pero que ya está logradito y como jode. (Pichito) niño de pecho.

 

Picho. Sonoro matancero. Conocido profesional de la matancería y la veladuría, famoso por la descarada y ruidosa manera de aliviá sus frecuentes presiones estomacales.

 

Pijuy. primo hermano del Zanate.

 

Pochoroco. Made in China. Que no sirve p’a nada.

 

Pozol. m. Bebida refrescante altamente energética, que se toma antes de la siesta.

 

Pumpo. Termo rural acinturado.

 

Puñalada. Eufemismo usado en lugar de putamadre. Se acentúa y se alarga la u.

 

Qué risa!. Expresión irónica de rechazo o rotunda negativa. P’a enfatizá, se dice “qué risa me da en mi trompa”.

 

¡Qué ya!. Expresión de rechazo, de negación rotunda.

 

Qué ya yó. Expresión coloquial dubitativa, de origen piñeico, usada por quien pretende hacerse el sorprendido ante un nombramiento o propuesta inesperada.

 

Quejita. Quejoncito y mampito desde muchachito.

 

Quishi. Calzón de tres posturas.

 

Quitatajo. Hormigona mordelona, que hasta el tajo te quita. Sompopo. (Sinon.) agrarista.

 

Rascuachi. Casi nada. Poquito. Poca cosa.

 

Raspa. Individuo vulgar en su forma de sé y actuá.

 

Rasquita. Buscabulla, provocador, fácil p’a el pleito. Refiérese a uno con el que no vas a hablá mucho, aunque le peguen. Pleitista, sácale punta, cerillo, peleonero y que por lo que general siempre le pegan.

 

Rebalsar. Desbordar un líquido su recipiente. Exceso de cosas líquidas en un recipiente, incluso la conciencia. Cuando se sobrepasa la paciencia y se convierte en pleito. Término que no está en ningún diccionario serio porque lo rebalsa. Fenómeno orbservado por Arquímedes que le sirvió p’a que nos reprobaran en física.

 

Roncha. (Hizo su r.) Que empezó a jugá con poquita paga y ganó.

 

Ruso. Pereztroika, Corzostroika, Zuarttroika.

 

Salado. Maldecido, maldito o, en la mayoría de los caso, suertudo.

 

Sale. Palabra que expresa acuerdo o convenio en todos los sentido, sin importá jerarquía. Generalmente no se cumple.

 

Salido. Sinónimo de metido.

 

Se esmera. Algo que se contrapone a tus deseos y te quedás con las gana.

 

Sencillo. Cambio, calderilla, monedas de baja denominación.

 

Sisifrís. Jonis, fundillo o culito chiquitío.

 

Sobaco. Esquina avisagrada del cuerpo que eventualmente expide olores nauseabundos de acuerdo con el vegetal o animal ingerido, variando de rancio a acedo o de agrio a pasado.

 

Sonbrerón. m. Espanto pasado de moda, que en sus últimas apariciones se le ha visto con cachucha de beisbol.

 

Sopapo. Golpe con la mano cerrada, tipo chachaguatazo. Usualmente dado o recibido en pleitos de cantina

 

Taberna. Bebida regional obetinda del palo de coyol que aguadéa las perna.

 

Tachuela. Clavo yucateco.

 

Talega. Mochilita escrotal. Bolsa expandible donde se protege la virilidad y los hijito que podás tené. Incomprensiblemente usado p’a referirse despectivamente a alguien que no sirve p’a nada.

 

Tambachi. Montón de comida o de ropa, parecida al chumul. Cosas amontonadas, en desorden pero listas para ser transportadas o cambiadas de lugar.

 

Tancón. m. Pirámide trunca. Mojón internacional limítrofe de Villaflores con Rusia. Sitio donde dirimían sus controversia Chico Mijangos y la Corroncha y donde ahora nos sacan hasta el cuajo.

 

Tapaculo. Fruto del Cuaulote que sirve p’a lo que dice. Peptobismol de rancho.

 

Tapia. Pared de adobes, donde se dan de tope los político que no agarraron chamba.

 

Tasajo. Carne de res secada al polvo. Su cuidadosa preparación era parte del ritual con que alistaban la vastimenta p’a viajá en la antigua ruta comercial Villaflores-Arriaga. (Tasajo Adj. m.) Sobrenombre de prestigiado mentor y fallido político. (Tasajón) Término muy utilizado en las reprimendas paternales, dirigidas especialmente a los adolecientes abúlicos o perezosos, cuando se acompaña de “jijuela chingada vas a vé” generalmente significa el fin de la putiada.

 

Tastuco. Persona de muy baja estatura que cualquiera lo quiere ninguneá.

 

Tatarata. Falto de equilibrio, de movimiento errático y poco predecible. El término se aplica con frecuencia p’a señalá el paso inseguro del bolo, cuando según él va pa’su casa.

 

Tigriar. Forma verbal que indica a un galán en actitud de conquista y que dejó de usarse cuando José José estrenó Gavilán o Paloma”.

 

Tiricia. Sentimiento de tristeza, sobre todo cuando dejás el puesto.

 

Tol. Toperwer térmico p’a la tortilla, que también sirve p’a piñata.

 

Turicuchi. Pequeña pero conspicua excrecencia que nace en el párpado por la visión subreptica del acto entre, casi siempre, chucho y chucha. ú. t. c. Promontorio de carne incrustada en la mera cuenca’el ojo.

 

Unto. Pomada milagrosa de la tercera edad. Ungüento hecho de grasa animal con petróleo y alcanfor, muy bueno p’a que intibie el molinete en el chocosuelo.

 

Uraño. Introvertido, vergonzoso, que le dá vergüenza saludá.

 

Usté. Pronombre personal de sumo respeto. El más alta en esa graduación, donde le sigue el usted, luego el tú, y al último el vos.

 

¡Uuuhrés!. Voz gutural, de ligero acento fantasmal, que denota un largo período de tiempo (mientras más “us” se pone, más tiempo es).

 

Vaca jo jop, jila jop. Grito de convocatoria sin el cual las vaca no te hacen caso cuando las arriás.

 

Váguido. Desmayo con gana de revesá (vomitar).

 

Vaguito. Reconocimiento conferido a los muchachito especialmente hábiles p’a cualquiera de los juegos de la primera juventud (canica, balero, trompo, ronrón, etc). Tenía que sé vaguito contra vaguito, porque si no, te dejaban llorando.

 

Vas a llevá. Expresión amenazante, p’a que dejés de está molestando.

 

Vasca. (Anacron.) Náusea, asco, gana de revesá.

 

Ventiado. Medio bretado. Se le enchuecó la cara por un mal aire.

 

Zangarréo. División de alambre de púa, que atraviesa los arroyo dividiendo las propiedades, más conocido como “falsa”.

 

Zangarriar. Acción de sacudí con el ánimo de que caiga algo, v.gr. zangarrialo esa rama, ahí hay varios pico maduro (mango tipo gourmet).

 

Zapotazo. Caída desde un árbol, sin que ninguna rama te detenga. Caer como zapote.

 

Zaqui. (Frijol z.) Frijol cocinado sin manteca y sin sazón. Se aplica a las persona poco atentas y sin gracia.

 

Zihuamonte. Exquisito guiso venadero con masa y epazote, en el que la carne primero era asada y luego hecha en caldo.

 

Zope. Apócope de Zopilote, Ave negra de aspecto halconado que si lo querías matá se te luía el tirador. //Zopitote. Proviene del náhuatl Tzo-pilotl, Zotl, suciedad, inmundicia; Pilotl, colgar, “el colgador de suciedades”, aludiendo que cuando come carroña se levanta por los aires llevando en el pico una tripa o piltrafa de animal muerto// (M.E. de Coss).

 

Zule. Organo sexual masculino.

 

Zurdir. Sumergir algo en algo de consistencia algo lodosa.

Bochi 2

¿Conocen algún otro? ¡Dejános un comentario!